Campofrio Food Group ha alcanzado un beneficio neto consolidado de 2,8 millones de euros, cifra que es 1,1 millones de euros menor que los 3,9 millones de euros registrados en el primer trimestre de 2010.



Campofrio Food Group registró una facturación neta consolidada de 424 millones de euros al cierre del primer trimestre de 2011.

Las ventas de la compañía han mantenido un comportamiento similar al del mismo período de 2010, en un contexto no sólo caracterizado por la debilidad del consumo sino también por la inflación sufrida por los precios de la materia prima.

Como consecuencia del incremento de los precios de la materia prima durante el primer trimestre del año, concretamente del 2,9% frente al mismo período de 2010, Esta circunstancia ha tenido, asimismo, un impacto en el EBITDA de Campofrio Food Group, que ha sido de 30 millones de euros, un 11,3% menor al del mismo periodo del ejercicio precedente. Por su parte, el margen EBITDA de la compañía se ha situado en el 7,1%, 0,9 puntos porcentuales menor que el del primer trimestre de 2010.

Durante los tres primeros meses de 2011 la compañía ha incrementado su nivel de cash flow operativo, reduciendo su deuda financiera neta a 334 millones de euros al cierre del primer trimestre del año, 82 millones de euros menor que la registrada en el mismo periodo de 2010.