El consejero delegado del Banco Popular, José María Lucía Aguirre, ha pronosticado hoy un "inevitable aumento de la morosidad" en el actual escenario de desaceleración económica, pero ha destacado que el sistema financiero español cuenta con amplias provisiones para hacerle frente, por lo que no tendría que registrarse un descenso de la solvencia. Declaraciones que ha efectuado en el XV Encuentro del Sector Financiero, organizado por ABC y Deloitte.