La Confederación Española de Comercio (CEC) reconoció hoy que el sector no se encuentra en una "situación ideal", por lo que demandó incentivos al consumo y medidas de carácter fiscal, como la aplicación de un IVA superreducido para los subsectores de hostelería y turismo y rehabilitación y reforma del hogar.  En declaraciones a Europa Press, el secretario general de la CEC, Miguel Ángel Fraile, destacó que los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) sobre el comercio minorista en 2009 reflejan un "leve repunte positivo en diciembre, que puede representar que el consumidor se despertó ante la agresiva campaña de Navidad".