La nuclear fue la energía que más horas funcionó en 2009, siendo una de las principales fuentes de generación eléctrica, ya que los ocho reactores del parque nuclear español produjeron el 17,55% de la energía consumida a pesar de que el año pasado se caracterizó por una bajada del 5,1% en la producción eléctrica, según datos facilitados por el Foro de la Industria Nuclear. Así, la organización defiende que la producción eléctrica de las centrales nucleares ha sido, "un año más, fundamental para el buen funcionamiento del sistema eléctrico español". En ese sentido insiste que los reactores generaron electricidad "constante, segura y con precios estables y predecibles".