El índice de desempleo en Estados Unidos subió cinco décimas en mayo y llegó al 5,5%, en un mes en el que la economía perdió 49.000 empleos, según el Departamento de Trabajo. La mayoría de los analistas había calculado que el índice de desempleo subiría una décima y se situaría en el 5,1%. El aumento mensual del desempleo ha sido el mayor en 33 años, y la pérdida de puestos de trabajo, la quinta consecutiva. Desde diciembre pasado, la economía de Estados Unidos ha tenido una pérdida neta de 324.000 puestos de trabajo. El informe del gobierno mostró que la cifra de personas sin empleo aumentó en mayo en 861.000 y llegó a 8,5 millones.
El Departamento de Empleo indicó que durante el mes de mayo el desempleo aumentó en los sectores de construcción, manufacturas, ventas minoristas y servicios temporales de asistencia, mientras que el sector de cuidados sanitarios mantuvo la creación de puestos de trabajo. EEUU acumula cinco meses consecutivos destruyendo empleo, hasta 324.000 puestos de trabajo desde enero, tras los 28.000 empleos eliminados en abril. Habrá ampliación