El número de hipotecas solicitadas en EEUU subió un 5,5% la pasada semana. Las solicitudes de hipotecas para comprar una casa subieron un 5,2%, mientras que las de refinanciación subieron un 6%.