Las presiones inflacionistas aumentaron en junio en Irlanda, con el IPC avanzando un 0,5% mensual y un 5,0% interanual, por encima de las previsiones de la mayoría de economistas, según datos de la oficina de estadísticas irlandesa publicados el jueves. Los expertos esperaban un aumento del 0,3% mensual y el 4,8% interanual. Los mayores precios de petróleo y alimentos provocaron un aumento del IPC.