El índice de indicadores líderes de EE UU, que testa la salud de la economía del país, se situó en junio en el 0,7%, ligeramente por encima de las estimaciones del mercado que lo situaban en el 0,5%. El dato, no obstante, es inferior al de un mes antes, cuando alcanzó el 1,3% en dato revisado. Este indicador no suele tener un gran impacto en los mercados de renta variable.