La renta variable española termina la sesión en positivo, con una revalorización del 0.03% que le colocó en los 8.849 puntos. Lo hizo el día en que el Servicio de Estudios de BBVA pronosticó una recuperación de la economía española en 2013- con un crecimiento del 0.6%- con una tasa de paro, eso sí, que escalará hasta el 24.4%. Sin nada nuevo que cotizar acerca de Grecia, el mercado de divisas vuelve a ver al euro subir hasta los 1.33 dólares.
Hoy la atención se centró en España después de que el Servicio de Estudios de BBVA haya pronosticado una caída del 1.3% en el PIB de este año pero que subirá hasta el 0.6% el próximo, según el estudio “situación España”. Una publicación que además mostró que la mayor contracción de la economía llegará entre el primer y el tercer trimestre del año al tiempo que estimó que la tasa de paro escalará hasta el 24.4% en 2012, con un máximo del 24.6% en el año siguiente.

Y eso, sin noticias de Grecia pues los partidos siguen intentado llegar a un acuerdo sobre las reformas a cambio de un nuevo rescate internacional para evitar una suspensión de pagos caótica. Esta mañana, WSJ advirtió que el BCE ya habría aceptado el segundo rescate de Grecia pues estaría dispuesto a canjear los cerca de 50.000 millones de euros en bonos griegos que tiene en su balance desde mayo de 2010 para cambiarlos por los del fondo de rescate de la UE.

Con todo ello, los números rojos que se impusieron en Wall Street no lograron borrar las subidas en Europa que, al menos en el Ibex 35 contabilizaron una ligera revalorización del 0.03% que le llevóa los 8.849 puntos. El resto de índices, no consiguieron salvar las subidas. El DAX perdió un 0.1%, el CAC-40 cotiza plano sobre los 3.143 puntos en tanto que el FT-100 perdió algo más del 0.2%, hasta los 5.875 enteros.

Entre los valores que apoyaron la tendencia positiva, ArcelorMittal. Sumó un 4.3% y cerró la sesión en los 17.40 euros. Sacyr Vallehermoso elevó en un 3.02% el precio de su cotización, que cerró en los 3.82 euros. Gas Natural y Caixabank subieron más de un punto porcentual, hasta los 12.98  euros y los 4.00  euros, respectivamente.

Sin embargo, salvo Repsol – que subió un 0.5% y cerró en los 20.68 euros- ninguno de los grandes valores consiguió cerrar en positivo. Telefónica descontó un 0.3% y cerró en los 13.32 euros. BBVA y Santander también se apuntaron al carro bajista. La entidad vasca retrocedió un 0.47%, con lo que mañana comenzará a cotizar desde los 7.22 euros mientras que el banco que preside Emilio Botín marcó en los 6.52 euros su último precio, tras una caída del 0.3%.

Eso sí, los mayores negativos de la sesión fueron para Gamesa que, con caídas del 1.48%, cerró en los 3.13 euros. BME retrocedió un 1.4% en tanto que Acerinox elevó en más de un punto porcentual sus pérdidas, hasta los 11.17 euros.