La renta variable española regresa de vacaciones y lo hace al alza. El Ibex 35 muestra repuntes del 0,49 por ciento, lo que le permite afianzar la cota conquistada de los 8.700 antes de los festivos por Semana Santa. Se coloca, en concreto, en los 8.745 puntos. Compañías como Mapfre, OHL o los bancos -espoleados por las cuentas de Goldman Sach- protagonizan los mayores repuntes en un día en el que el euro baja hasta los 1,3289 dólares y en el que el futuro del crudo Brent alcanza los 52,84 dólares.
Con las referencias cruzadas del alza de anoche en Wall Street y del cierre negativo del Nikkei japonés esta madrugada, las plazas europeas amanecen con tono mixto. Pese a que la lógica dictaría una recogida de beneficios, se nota el optimismo que han generado los últimos resultados de Goldman Sach, que ha mejorado sus cifras en el primer trimestre de 2009 un 13 por ciento para superar las previsiones de los analistas. Por ello, los mayores repuntes en la bolsa española los vemos este martes en el sector bancario, causantes de que el selectivo del continuo se decante por los números verdes, tras una apertura con descensos discretos.

BBVA y Santander, entre los mejores

Los bancos no notan resaca post-vacacional alguna e impiden un descenso mayor del selectivo del continuo en la apertura. El mejor en los primeros compases del día es el BBVA un 4,31 por ciento mientras que el Santander avanza algo más del 3 por ciento. Sobre la entidad presidida por Emilio Botín se publica que quiere acelerar la venta de activos de su fondo Banif Inmobiliario. La entidad habría contratado a Richard Ellis para llevar a cabo la operación, de la que espera más de 3.000 millones de euros, cerca de un 90 por ciento del patrimonio previo a que el fondo fuera congelado. Pero los dos grandes no son los únicos beneficiados esta mañana por las órdenes de compra, también sube con ganas el Popular, que abonará hoy un tercer dividendo bruto a cuenta del ejercicio 2008 de 0,08 euros por acción. La entidad presidida por Ángel Ron avanza un 4,5 por ciento en los primeros compases del día al igual que Telecinco y por encima de los 4 puntos porcentuales también se revaloriza Mapfre, mientras que OHL y Enagás suben más de un 2,5 por ciento. 


Gráfico del Ibex 35

La subida de Enagás tiene que ver con dos recomendaciones que ha recibido. Por un lado, Bank of America ha elevado su recomendación sobre la energética española a comprar. Por otro, UBS considera que Enagás es un valor todavía atractivo a pesar de la incertidumbre en torno a la sostenibilidad de su plan de inversiones y los posibles cambios regulatorios, ya descontados, según UBS. El banco suizo, que mantiene su recomendación de comprar, rebaja en cambio el precio objetivo de la compañía a 15 euros desde 17,5 euros, por un riesgo de exceso de papel si Gas Natural y las cajas vendieran sus participaciones. 

Las acciones de Gas Natural avanzan un moderado 0,36 por ciento, en el día en el que concluye el periodo de aceptación de la OPA de la gasista sobre la eléctrica Unión Fenosa. Tras la oferta, autorizada el pasado 18 de marzo por la CNMV y en vigor durante 25 días naturales, quedará excluidas del Ibex 35 el próximo miércoles 15 de abril las acciones de Unión Fenosa. De momento, este martes, Unión Fenosa cotizan planas a 18,01 euros.

Telefónica, Iberdrola y Repsol a la baja

Al margen de los dos grandes bancos, nos fijamos también en el comportamiento del resto de pesos pesados. Así, Telefónica, que ha asegurado que continuará con los planes de inversión en Ecuador previstos para el 2009 pese al difícil contexto económico internacional, cede un 1,2 por ciento, un 0,70 pro ciento cede Iberdrola mientras que la petrolera Repsol se deja un 1,94 por ciento para liderar los números rojos del selectivo del continuo en la apertura.

En el mercado continuo, los recortes más abultados se los anota Inmobiliaria Colonial al ceder un 6,6 por ciento, mientras que Bodegas Riojanas cae más de 5 puntos porcentuales. Entre las alzas, Metrovacesa se dispara casi un 10 por ciento, mientras que Cementos Pórtland suma un 8,4 por ciento. Más de un 6,5 por ciento se revalorizan los títulos de Lingotes y de Inbesós.

Disparidad en Europa


En Alemania, donde el volumen de facturación de la industria sufrió en febrero un descenso del 23,3 por ciento respecto al mismo mes del año anterior -lo que supone la mayor caída desde que se comenzó a hacer este cálculo en 1991-, el Dax Xetra cede un 0,58 por ciento. Mientras, el Cac 40 parisino avanza un 0,2 por ciento mientras se conoce que el déficit de la balanza de pagos del país se situó en 2.200 millones de euros en febrero, 300 millones menos que los registrados en enero. Si nos fijamos en la media europea, en el Eurostoxx 50, vemos repuntes muy tímidos para este indicador, del 0,08 por ciento.

Si nos fijamos en valores, baja el sector automovilístico porque General Motors está al borde de la quiebra. Daimler cae, por ejemplo, un 3,7 por ciento. Y sube el sector bancario tras los buenos resultados de Goldman Sach. De hecho, la compañía estadounidense, que cotiza en el mercado alemán, sube más de un 8 por ciento en la apertura mientras que Citigroup se dispara un 33 por ciento. Tanto Fortis como ING suben más d eun 7 por ciento, mientras que en Londres –donde el FT100 sube un 0,3 por ciento- tanto Barclays como Lloyds recuperan más de 7 puntos porcentuales. Otra compañía que es noticia es la firma de electrónica holandesa Royal Philips Electronics. Ha anunciado nuevas medidas de ahorro de costes tras registrar una pérdida neta de 59 millones de euros en el primer trimestre y sus títulos bajan un 1,7 por ciento.

Deuda

La rentabilidad de las obligaciones españolas a diez años pierde cinco centésimas y se sitúa en el 4,09 por ciento en la apertura de la sesión en el mercado secundario de deuda pública. Por lo tanto, el precio de estos títulos, que se mueve a la inversa de su rendimiento, se encareció hasta el 104,24 por ciento, desde el 103,83 por ciento que marcó en su último cierre.En cuanto al rendimiento de los bonos internacionales de referencia, el alemán pierde seis centésimas y comienza la jornada en el 3,19 por ciento, mientras que el estadounidense se sitúa en el 2,86 por ciento, tras perder una centésima.