Día de la marmota en el selectivo nacional donde las constructoras, junto con Mediaset, han vuelto a protagonizar las ganancias. El Ibex 35 cierra sobre plano y mantiene la cota del 8.000 con dos blue chip que cierran en plano, el Banco Santander y Telefónica, también lo hace el Popular, y con valores del sector bancario como Bankia, Sabadell y Caixabank siendo el lastre del selectivo. El euro está al borde de romper resistencia en el 1,31 en su cambio con el dólar. 
 
Si Wall Street no tira de los mercados, ¿a qué aspira Europa? A falta de nuevas declaraciones desde el bando republicano sobre el acuerdo del 'fiscal cliff', hoy el protagonismo en la bolsa neoyorquina se lo lleva Apple, con un nuevo desplome, y eso a pesar de que varios medios salmón apuntan a que la compañía de la manzana estaría preparando la salida al mercado de una televisión. Este viernes cede un 3%, lo que lleva al Nasdaq a protagonizar las mayores caídas de los tres índices estadounidenses por encima del medio punto porcentual. 

El S&P 500, por su parte, pone en juego los 1.415 puntos de soporte esta jornada. Deutsche Bank, sin embargo, pronostica que el selectivo americano alcanzará los 1.500 puntos el próximo año, en una de las muchas previsiones de esta quincena final. 

Desde Capital Bolsa aseguran que este viernes ha sido una "sesión de pocos movimientos y relativa tranquilidad con un volumen de negocio muy reducido. Las operaciones se limitan al intradía ante la ausencia de posiciones finales", aunque de la quema se salva la periferia. 

Con este marco para las plazas europeas, los recortes llegan a la renta variable del viejo continente que se ha mantenido indeciso hasta el cierre de la sesión. Alcatel ha contribuído hasta los últimos momentos de negociación a que el Cac 40 se inclinara algo más por las ganancias (pese a que finalmente retrocede un 0,07%) dado un importante acuerdo de refinanciación que los inversores celebran con una subida del 8%. Junto con la compañía de telecomunicaciones, a la cabeza se colocan en el selectivo parisino las automovilísticas. 

El Dax Xetra germano, mientras, no decepciona y los alcistas llevan al selectivo de la Bolsa de Frankfurt a poner en perspectiva el nivel del 7.600 tras una subida del 0,16%. 


Ibex 35: sin apenas movimiento
Faltan ganas en la renta variable y eso se nota también dentro del mercado nacional.El Ibex 35 cierra con una subida del 0,09% hasta los 8.024 puntos. Mediaset se coloca  a la cabeza de la tabla con un repunte del 3,63% hasta los 5,38 euros por acción. 

En su camino al alza le acompañan las constructoras como Sacyr Vallehermoso, nuevamente entre los primeros puestos, con un avance del 2,91% y cierra la semana siendo el valor más alcista con un repunte del 11%; así como Ferrovial suma otro 1,87%. OHL, cuarta en la lista, se anota otro 1,52% el mismo día en que OHL Emisiones (filial en un 100% de OHL Concesiones) ha anunciado que ha firmado un contrato de crédito por hasta 750 millones de euros durante un período de tres años. Este préstamo consiste en financiación sin recurso que se basa únicamente en la garantía de las acciones que tiene OHL en Abertis, que representan el 15,24% de su capital.

BBVA, con una subida del 0,71%, es el blue chip que mejor cierra la sesión, seguido de Inditex con un repunte del 0,29%, en los 103,5 euros por acción, mientras que las ganancias para Iberdrola son irrisorias, del 0,03%. 

En plano se colocan Telefónica, que partirá el lunes desde los 10,19 euros, así como el Banco Santander, que se coloca en los 5,9 euros, siendo el principal implicado en la constitución de la SAREB. El Banco Popular mantiene asimismo la cota de los 0,56 euros por acción. 

El sector bancario protagoniza, además, las pérdidas puesto que el Banco Sabadell es el valor más bajista del selectivo, a la baja un 2,91%, seguido por Caixabank, con pérdidas del 1,98%, mientras que Bankia pierde un 1,43% y su aseguradora, Mapfre, se deja otro 1,35%. 


Mercado de deuda

Nueva jornada de respiro para el riesgo país español que cierra a la baja otros 6 puntos, aún sin conseguir olvidarse del fantasma de los 400 pb, pero se coloca en 405 puntos básicos. La prima de riesgo italiana, por su parte, cierra en los 326 puntos básicos, mientras que la francesa es la única que repunta ligeramente -vuelve, por tanto- la presión sobre los vecinos galos- hasta los 62 pb. 

El bono español a diez años cede un 0,5% hasta una rentabilidad exigida del 5,38%.