El Ibex-35 cotizaba el lunes a mediodía con caídas del entorno del 1% arrastrado por la corrección de Gamesa y ACS en un ambiente de incertidumbre desencadenado por las preocupaciones sobre eventuales subidas de tipos de interés.
El mercado se encuentra en una fase de incertidumbre total a la que han contribuido las confusas declaraciones de las autoridades de la Fed sobre futuras medidas en política monetaria, dijo una operadora de Gaesco Bolsa en Madrid. Analistas sostienen que por un lado los recientes datos de inflación en Estados Unidos, superiores a los previstos, harían pensar en adicionales incrementos de tipos, pero que los indicadores económicos tampoco son tan sólidos como para permitir frenar el ritmo de las inversiones en esta fase. En este contexto, el Ibex-35 podría corregir hasta situarse en niveles de 10.500 puntos en el corto plazo, agregó la operadora.