El Gobierno está estudiando promover la venta de activos de Red Eléctrica de España (REE) a las distribuidoras eléctricas, ya que cree que las empresas distribuidoras podrían gestionarlos de forma más eficiente. Es al menos lo que señala el diario Expansión citando declaraciones realizadas por el secretario general de Energía, Ignasi Nieto, en los márgenes de una conferencia en Barcelona. Se trataría de las líneas de 220 kilovoltios que transcurren por las ciudades, actualmente en manos de REE. Esta medida supondría volver a la situación anterior a 2003, cuando REE compró activos de Endesa y Unión Fenosa en España, aunque el ministerio sigue siendo partidario de un transportista único.