La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, aseguró hoy que todas las medidas comprometidas por el Ejecutivo para reactivar la economía cuentan con el dinero suficiente para acometerlas, aunque insistió en que no hay montante para nuevas actuaciones discrecionales. "No nos podemos permitir otras medidas" de esta índole "que no estén previstas y que puedan ser de mucho calado", señaló la vicepresidenta en la rueda de prensa del Consejo de Ministros, tras anunciar la aprobación del Real Decreto que modifica el Reglamento del IRPF para hacer efectiva la deducción fiscal de 400 euros, que costará 6.000 millones de euros a las arcas públicas.
Fernández de la Vega aseguró que "no ha habido ni un solo compromiso" del Gobierno sobre el que no se haya revisado su viabilidad financiera, y en este sentido subrayó que está asegurado el dinero necesario para las prestaciones por desempleo, las inversiones en infraestructuras y de otros compromisos como la renta básica de emancipación o partidas destinadas a la dependencia.