El gasto público en España supondrá un 47,2% del PIB este año, superará la media de la OCDE (44,8%) y acumulará un aumento de ocho puntos porcentuales desde el año 2007, según datos de la OCDE recogidos por el Instituto de Estudios Económicos (IEE).

Los países escandinavos serán los que registrarán los mayores niveles de gasto público en 2010, encabezados por Dinamarca (59,2%), Finlandia (58,4%) y Suecia (56%), y seguidos por Francia (55,4%), Bélgica (54%) y Reino Unido (53,4%).

Austria e Islandia estarán por encima del 52%; los Países Bajos, Italia y Portugal se situarán por encima del 51%; Hungría y Grecia rondarán el 50% y Alemania llegará a un 48,4%.A continuación se situará España, con un gasto público del 47,2%, seguido de Irlanda y la República Checa, que también se situarán por encima de la media de la OCDE al registrar cifras del 46,5% y del 45,9%, respectivamente.