El déficit por cuenta corriente de EE UU ha alcanzado los 192.600 millones de dólares, desde los 187.900 del último trimestre de 2006. La cifra, mejor de la esperada por los expertos, equivale al 5,7 por ciento del Producto Interior Bruto.