El precio del crudo de barril de la OPEP ha encadenado un quinto récord histórico consecutivo al venderse a 81,14 dólares, 0,05 dólares más que el jueves, así lo ha señalado el presidente de la Organización de Países Exportadores de Petróleo en Viena. Paralelamente, el Petróleo Intermedio de Texas (WTI), referente en EEUU, rozó los 90 dólares y terminó ayer a 89,47 dólares por barril (para entrega en noviembre), batiendo también un récord tras subir más de 2 dólares, mientras que el Brent, crudo de referencia para Europa, alcanzó el máximo de 84,80 dólares por barril. El temor a un nuevo enfrentamiento armado en la frontera turco-iraquí es uno de los principales factores que están impulsando los precios, después de que el Parlamento turco autorizara el miércoles una eventual incursión militar del Ejército contra la guerrilla del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) en el norte de Irak.