El fabricante indio de automóviles Tata Motors, propiedad del conglomerado industrial del mismo nombre, registró un beneficio neto de 324,9 millones de euros durante el pasado ejercicio fiscal 2007-2008 (del 1 de abril de 2007 al 31 de marzo de 2008), lo que supone mantener las cifras registradas durante el año fiscal precedente. La multinacional que presidente Ratan Tata registró una cifra de negocio durante el pasado año fiscal de 5.345,48 millones de euros lo que se traduce en un incremento del 10,1% en comparación con los datos de facturación del año fiscal 2006-2007.