Los resultados se verían favorecidos por la recuperación de los volúmenes de renta variable en la última parte del año. No obstante, el beneficio neto seguirá afectado por los bajos ingresos financieros en el último trimestre como consecuencia de los bajos tipos de interés. La atención recaerá en cualquier declaración sobre el posible cambio regulatorio, que podría dar una mayor cuota de mercado a las plataformas alternativas.