El beneficio de PetroChina, la mayor productora de gas y petróleo de China, ha caído un 22% hasta los 16.750 millones de dólares. Los ingresos han aumentado un 28%, al igual que las reservas de crudo que han subido el 2,9% mientras que las de gas lo han hecho un 14,5%.