Lowe's Cos. registró una ganancia neta de 759 millones de dólares durante el segundo trimestre, una disminución del 19% frente al beneficio de 938 millones del mismo período del año anterior. Los resultados más recientes fueron afectados por la debilidad de la demanda y el clima adverso que afectó las ventas, así como a US$68 millones en cargos por proyectos de expansión que no ejecutará.
La minorista de productos para mejoras del hogar informó el lunes que las ventas disminuyeron un 4,6% a 13.840 millones de dólares en los tres meses al 31 de julio.

Las ventas en tiendas comparables, o aquellas abiertas durante al menos un año, cayeron un 9,5% en el período.

En mayo, Lowe's había proyectado una ganancia trimestral de entre 51 y 55 centavos por acción y que las ventas se situarían entre un descenso del 2% y un aumento del 1%, rango superior a las expectativas de los analistas en aquel momento.

El margen bruto aumentó del 34,3% al 34,8%.

La compañía emitió además una meta para la ganancia del actual trimestre fiscal inferior a las expectativas de los analistas, al proyectar un beneficio por acción de entre 21 y 25 centavos por acción, y un descenso del 2% al 5% en la ventas. Los analistas encuestados por Thomson Reuters habían proyectado, en promedio, un beneficio de 27 centavos por acción y una caída del 1% en las ventas.

Lowe's redujo también el extremo superior de su proyección para el año fiscal en 4 centavos por acción a entre US$1,13 y US$1,21, y prevé ahora una contracción de alrededor del 3% en las ventas, en lugar de su estimación previa de entre un descenso del 2% y un aumento del 1%.

En las transacciones previas a la apertura, la acción descendía un 7,6% a US$21,10.