La compañía española Iberdrola Renovables dijo el martes que su beneficio neto cayó un 27% en los primeros nueve meses del año, lastrado por el desplome de los precios de la electricidad en España y el aumento de las depreciaciones y los costes financieros.
Iberdrola Renovables obtuvo un beneficio neto de 167,6 millones de euros en los nueve primeros meses del año, un 27,4% menos que en el mismo periodo de 2008, debido a la caída de los precios de la electricidad en el mercado español, anunció la filial de Iberdrola en una nota remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El beneficio bruto de explotación (Ebitda) se situó en 813,7 millones de euros, un 6% más que en el mismo periodo del año anterior, y el margen bruto se situó en 1.190 millones, lo que supone un incremento del 9,7%.

La capacidad plenamente operativa del grupo aumentó en 2.274 megavatios (MW) con respecto al cierre del tercer trimestre de 2008 y alcanzó los 9.844 MW, mientras que la capacidad instalada alcanzó los 10.477 MW, 1.990 MW más que en el mismo periodo del año anterior.