El Banco Central Europeo modificará los tipos de interés 'si es necesario' para reducir la tasa de inflación hasta niveles por debajo del 2% el próximo año, según indicó el gobernador del banco central francés Christian Noyer en una entrevista. 'El gran problema es asegurar que la inflación vuelva por debajo del 2% el próximo año', dijo a RTL. 'Haremos lo que haga falta para ello (...) si es necesario, moveremos los tipos de interés, de momento mantenemos los tipos de interés en un 4% porque nos parece el nivel apropiado'.