El petróleo caía el miércoles hacia los 70 dólares el barril presionado por un retroceso de los mercados accionarios, mientras los inversores esperan por un informe del Gobierno estadounidense que mostraría un declive en los inventarios del mayor consumidor mundial de energía. Las acciones europeas bajaban por cuarta sesión consecutiva, presionadas por los papeles de bancos y firmas relacionadas con las materias primas.