El Banco Nacional de Dinamarca ha intervenido hoy el Roskilde Bank, un consorcio bancario de tamaño medio, para asegurar su liquidez con un aval de 750 millones de coronas (algo más de 100 millones de euros). La decisión fue consensuada anoche con las autoridades financieras danesas tras constatar la situación crítica del banco debido a los crecientes préstamos, las pérdidas en el mercado inmobiliario y las últimas estimaciones de crédito negativas. "La intranquilidad en los mercados financieros e inmobiliarios ha provocado una evolución negativa de los préstamos que ha desestabilizado el proceso de reducción controlada de la exposición en el área inmobiliaria", ha señalado hoy el Roskilde Bank en un comunicado enviado a la bolsa de Copenhague.