La reunión del Banco de Inglaterra ha concluido con el guión previsto por el mercado. Los tipos de interés seguirán en el 0,5%, y la cuantía del programa multimillonario de compra de deuda se mantiene en 200.000 millones de libras.