EEUU está dispuesto a poner encima de la mesa un paquetes de inversiones por valor de dos billones de dólares, el 10% de su Producto Interior Bruto (PIB), en el que se incluirá un pago directo de hasta 3.000 dólares a las familias estadounidenses y ayudas directas también a las empresas que no hagan despidos.

Mientras los países van tomando decisiones de gran calado social y económico, como el confinamiento en Reino Unido pese a la negativa inicial de Boris Johnson o el toque de queda indio, el mercado va premiando a aquellas compañías que se van adaptando a la nueva realidad que deja el coronavirus en el mundo y sobre todo al escenario post coronavirus. 

'Efecto coronavirus': el mercado huye de las compañías más endeudadas y aplaude la liquidez

De hecho, y aunque aún hay pocas proyecciones emitidas, la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Kristalina Georgieva, pronóstico el lunes que el impacto del coronavirus generará una recesión "tan mala o peor" que la crisis financiera de 2008.

"El pronóstico de crecimiento global para 2020 es negativo, con una recesión tan mala o incluso peor que la de la crisis financiera global. Pero esperamos una recuperación en 2021", explicó Georgieva al término de su participación en la videoconferencia de los ministros de Finanzas y baqueros centrales de los países del G20.

La deuda pasa factura

En las últimas sesiones bursátiles marcadas por la alta volatilidad, los inversores han ido penalizando a aquellas empresas cotizadas más apalancas, mientras que los flujos de dinero se han ido concentrado en compañías que cuentan con remanente, tal y como señala el informe de mercados de este martes de Link Securities. 

“Los inversores parece que comienzan a ser selectivos en sus ventas y, en menor medida, en sus compras. Así, y por lo visto en las últimas sesiones, la deuda de las compañías comienza a ser un “estigma” para las mismas, con sectores que hasta ahora se habían comportado mejor que el resto por su carácter defensivo, como las ‘utilities’ o las inmobiliarias patrimonialistas, siendo duramente castigados en bolsa por el elevado apalancamiento financiero que presentan estas compañías”, explica Juan José Fernández-Figares, director del departamento de análisis de Link Securities.

En este contexto, el mercado empieza a valorar mucho más la liquidez en las compañías con el objetivo de que las empresas puedan recapitalizar aquellos proyectos o negocios que puedan verse más afectados por el impacto del coronavirus e incluso premian a las empresas que ya han anunciado que retiran planes de inversión o incluso el abono de dividendos.

Este lunes, por ejemplo, las acciones de la petrolera francesa Total subieron un 6% tras anunciar la compañía un recorte del 20% de sus inversiones este año, además de una fuerte reducción de costes por importe de 800 millones y de la cancelación del programa de recompra de acciones en vigor, todo ello con el objetivo de incrementar la liquidez en el balance de la empresa. En el Ibex 35, este martes Banco Santander subió un 12% después de anunciar la cancelación del pago de su dividendo de noviembre y comunicar que únicamente hará un pago a cuenta de sus resultados de 2020.

“Igualmente, estamos observando un mejor comportamiento relativo de valores que presentan balances más saneados, como algunas compañías tecnológicas, muchas de las cuales tienen en la actualidad caja neta”, remarca Fernández-Figares.

Telefónica, Iberdrola y Naturgy: riesgo por su deuda

Las 35 empresas que componen el Ibex afrontarán en 2020 vencimientos de deuda por valor de 115.000 millones de euros, más del doble que los 53.000 millones que las compañías del selectivo español han afrontado en 2019.

Las compañías con mayores vencimientos en el año recién estrenado, según recoge la analista fundamental de Estrategias de Inversión, María Mira son Banco Santander con 33.330 millones, CaixaBank con 29.478 millones, Banco Sabadell con 18.100 millones y Bankia con 13.500 millones.

 

 

Fuera del sector financiero Telefónica afronta vencimientos por valor de 4.720 millones, Siemens Gamesa por valor de 3.598 millones, Repsol afronta vencimientos de 1.800 millones e Iberdrola por valor de 1.300 millones.

"Telefónica, Iberdrola y Naturgy muestran un elevado riesgo por una deuda abultada y que por tanto supondrá un fuerte coste de financiación. (...) La operadora de comunicaciones además, recoge riesgo elevado valorando el ratio de endeudamiento y ratio de apalancamiento", explica María Mira.

La deuda en si misma no supone un riesgo para ninguna compañía, sino que debe ponerse en relación a otros ratios financieros como el patrimonio neto con el que cuenta la empresa o el beneficio bruto de explotación (ebitda).

"Acciona o Ferrovial, siendo de las diez compañías, las dos que menos cifra de deuda presentan, recogen sin embargo un mayor riesgo, ya que la relación o proporción de esta deuda frente a los recursos propios es demasiado elevada. También el nivel de deuda para estas dos compañías frente a la generación de EBITDA es excesiva y por eso el ratio deuda financiera neta/ebitda resulta muy elevado. El ratio de apalancamiento (el pasivo total de la empresa en relación con los fondos aportados por los socios y por tanto no exigibles) es muy elevado para Acciona y Ferrovial", sentencia.

EMPRESADEUDA NETARatio de endeudamientoDFN/Patrimonio NetoDFN/EBITDARatio de apalancamiento
Telefonica38.293.0001.221.522.494.93
Iberdrola35.527.0000.380.773.52.58
Naturgy (Gas Natural)15.133.0000.451.043.52.83
Endesa7.225.0000.900.851.953.76
Inditex6.96.0000.600.440.870.44
Aena6.564.7610.301.092.42.46
Grifols A5.803.6000.261.104.352.65
Repsol5.260.0000.430.170.72.02
Acciona5.166.0001.761.4844.59
Ferrovial5.029.0002.371.5632.813.77

Cuidado con la deuda, ¿cuáles son las empresas más apalancadas del mercado?

    Necesitamos tu colaboración más que nunca

    Si eres seguidor de Estrategias de Inversión y te resultan atractivos nuestros análisis, informes y herramientas, hoy es el momento de beneficiarte de nuestros contenidos Premium y ayudarnos a seguir siendo independientes.

    La emergencia del coronavirus ha ocasionado un lógico desplome sin precedentes de la publicidad y es importante que sigamos siendo independientes para ofrecerte los análisis y herramientas que miren por ti.
     

    Suscríbete ahora y  tienes 15 días para probarlo. Podrás cancelarlo sin ningún tipo de compromiso en caso de que no se ajuste a tus expectativas.

    Hoy más que nunca, es el momento de apoyar los servicios que utilizas habitualmente

    Quiero Colaborar