Signo mixto en el viejo continente. Los primeros movimientos del selectivo hacían pensar en una recogida de beneficios pero el Ibex 35 ha remontado el vuelo y de nuevo sale de compras. El selectivo español sube un 0,13% hasta los 10.888 puntos mientras todas las miradas se dirigen al rally alcista que vive Cintra –sube más de un 18%-. En el mercado de divisas, el euro-dólar se cambia por 1,4114 unidades mientras el precio del crudo se mantiene en el entorno de los 67 dólares.
Europa despierta con dudas. Pese a comenzar en números rojos en los primeros compases de la sesión, la renta variable española no ha querido seguir haciendo caja y se decanta por las subidas leves. Y lo hace apoyado por una de las mejores sesiones vividas en las plazas asiáticas –el Nikkei subió cerca de un 2% y reconquistó máximos de diez meses- y por el optimismo vivido en Wall Street –el Dow Jones subió un 0,92%-. Todo ello en una jornada en la que los inversores esperan con atención el dato de PIB que llegue del otro lado del Atlántico. Mientras, en nuestro país, el mercado tiene que digerir el descenso de 39,3% del déficit por cuenta corriente en mayo. Con este escenario y a la espera de que la zona euro conozca el dato del IPC de julio, el Dax alemán se deja un 0,05%, el Cac 40 pierde un 0,23%, el FTSE100 sube un 0,20% mientras el Eurostoxx50 cede un 0,38%.

Sin que sea novedad, el selectivo español despierta con el mismo ruido de las sesiones anteriores. Y es que el chaparrón de resultados empresariales que ha caído sobre el mercado continúa en la última jornada de la semana. Esta vez es el turno de OHL que cotiza con descensos del 0,43% la caída del 27,9% del beneficio neto en el primer semestre. Las cuentas de Criteria tampoco se han hecho esperar. El holding de participadas de La Caixa se deja un 0,44% con un aumento del 43% de su beneficio neto del primer semestre sobre la mesa, hasta los 624 millones de euros.

Más datos empresariales, Bolsas y Mercados Españoles anuncia un beneficio neto de 81,3 millones de euros durante la primera mitad del año, un 21,1 por ciento menos que hace un año. Unas cuentas que el mercado premia con subidas del 1,56% para BME.

Sin embargo, los inversores penalizan los títulos de Ferrovial, cae un 2,70% un día después de anunciar una pérdida de 287,4 millones de euros en los seis primeros meses del año. Pero sobre la compañía sobrevuelan más noticias. Por fin los consejos de Ferrovial y Cintra aprueban su fusión con un canje propuesto de 4 títulos de Cintra por cada uno de Ferrovial, algo más favorable para los accionistas de la filial de lo que venía barajando el mercado. Y así lo refleja el mercado, Cintra se coloca como la estrella de la sesión con una subida superior al 18% Del resto de compañías ligadas al sector, ACS se deja un 1,73% pese a haber recibido la mejora hasta mantener por parte de Citigroup. La compañía que preside Florentino Pérez, además, anunció al cierre de ayer la firma de un préstamo de 1.500 millones con una treintena de bancos para refinanciar así su deuda. FCC se deja un 0,46% mientras Sacyr Vallehermoso pierde un 1,13%.

Y entre los pesos pesados, tono mixto. Los mayores avances son para BBVA que suma un 0,75%, seguido de Santander que se anota unas ganancias del 0,20%. Ello en un día en el que la entidad presidida por Emilio Botín ejecuta junto con Fenosa la venta del 37,5% de Cepsa a IPIC. Por su parte, Iberdrola repunta un 0,27%, Repsol se deja un 0,65% mientras Telefónica cae un 0,53%.

Dentro del mercado continuo, los mayores avances son liderados por San José al subir un 5,36%, seguido de Reyal Urbis repunta un 5,31, Cepsa gana un 3,68%. Del lado de los descensos, Tecnocom cae un 2,78%, Cementos Portland cede un 2,16% y Urbas se deja un 2,01%.