El fabricante estadounidense de componentes para automóviles Delphi han completado la venta de su negocio de catalizadores y equipo original por un importe de 66 millones de dólares (46,8 millones de euros al cambio actual), aunque todavía la operación se encuentra sujeta a posibles ajustes, informó la empresa. Esta venta fue anunciada el pasado 6 de junio y el 8 de agosto la multinacional con sede en Troy, en el Estado de Michigan, eligió a la empresa belga Umicore de entre todas las compañías que se habían mostrado interesadas en adquirir su negocio de catalizadores. A mediados del pasado mes de agosto el tribunal de bancarrota de Estados Unidos dio su aprobación para que se llevara a cabo la venta, ya que la empresa se ve obligada a notificar este tipo de operaciones al encontrarse en suspensión de pagos.