OHL, entre las más activas

La más activa en los últimos tiempos en lo que a compra de acciones propias se refiere parece sin duda OHL. La constructora presidida por Juan Miguel Villar Mir acaba de comunicar su última adquisición de un paquete de 55.000 acciones por un importe de 370.700 euros a un precio de entre 6,67 y 7 euros por título. Es una más de las compras que acumula en los últimos tiempos dentro del programa aprobado en octubre pasado por el que prevé adquirir en el mercado hasta un máximo de 4,37 millones de sus títulos. Esta cifra supone el 5 por ciento del capital social de OHL, el límite máximo estipulado por la ley. 

Junto a OHL, la tecnológica Amper es otra de las compañías que más ha invertido en autocartera desde hace unos meses. La compañía pretende al igual que la constructora llegar al límite del 5 por ciento, lo que supone en la práctica un máximo de 1,47 millones de títulos. 

Tras meses de “inactividad”, la banca tampoco es ajena a esta renovado interés por la recompra de acciones. El propio Santander aprovechó los bajos precios marcados el mes de febrero para elevar del 0,923 al 1,55 por ciento su autocartera, mientras el Sabadell ha hecho lo propio hasta un 2,7 por ciento, hasta el 1,5 por ciento el Banco Pastor o hasta el 2,3 por ciento el Popular. Y tampoco hay que olvidar al principal valor de nuestro mercado, a Telefónica. Acaba de finalizar su millonario programa de recompra de acciones, iniciado en febrero de 2008, y que ha supuesto la adquisición de 150 millones de títulos. Este plan, enmarcado dentro de la política de retribución al accionista de la compañía, ha permitido a Telefónica amortiguar los efectos de la crisis bursátil.