Coca-Cola ha registrado un beneficio neto de 1.850 millones de dólares(80 centavos por acción), frente a los 1.840 millones de dólares o 78 centavos por acción, del mismo periodo de un año antes. La compañía de refresco ha destacado que estos resultados están apoyados en la fortaleza de mercados emergentes como China, Turquía, India y Brasil. El beneficio operativo neto subió a 7.730 millones de dólares en el período, frente a los 6.480 millones del año previo. En los últimos años, Cola-Cola se ha situado por detrás de su rival PepsiCo a la hora de ofrecer alternativas a los refrescos azucarados que los estadounidenses han comenzado a evitar.