Con el repunte del 20% experimentado en las últimas semanas, concretamente desde que salió en prensa la posibilidad de una oferta sobre el 100% de las acciones por parte de EDF y ACS, el valor del título está cerca del nuevo precio objetivo de Citigroup, lo que supone una prima de entre 20-30% sobre la media del sector europeo.Un banco francés publicaba ayer una nota en la que afirmaba que un movimiento por parte de EDF era 'poco realista y con pocas probabilidades de éxito' dado que en el elevado importe en dinero efectivo que requeriría, unos 60.000-65.000 millones, su carácter hostil además de la oposición no sólo del equipo gestor sino del Gobierno y de la mayoría de los accionistas.Los analistas de este banco dudaban también de que la gestión de EDF fuera a ser mejor que la del actual equipo gestor y de que ACS fuera capaz de sostener a la larga un proceso hostil.El Economista publica hoy unas declaraciones del presidente de EDF, Pierre Gadonneix en las que afirma que 'no vamos a hacer nada que moleste', aunque descarta calificar cuál es el nivel de aceptación por parte del Gobierno español.En la entrevista, Gadonneix afirma que 'no solo EDF está interesada en Iberdrola, sino que otros operadores europeos y mundiales están dispuestos a participar en una operación''Hace dos años dejamos a nuestros colegas alemanes e italianos pugnar por Endesa y ahora queremos intentarlo con Iberdrola', añade.Las cifras presentadas ayer por la compañía sobre su actividad en 2007, con cifras de resultados ligeramente inferiores a sus previsiones, han llevado a Citigroup a revisar a la baja sus estimaciones para 2008-2011 un 10% por la división de renovables.Citigroup indica que los volúmenes de Iberdrola Renovables SA, fueron inferiores a las expectativas del mercado, lo que no ayuda a Iberdrola, pero el analista del banco recalca que es muy probable que el resultado de ayer no sea una tendencia recurrente mientras las perspectivas para 2008 son 'bastante positivas'.