Cirsa obtuvo un beneficio operativo (Ebitda) de 169 millones de euros en 2007, un 18% más, informó la compañía de juego, que incrementó los ingresos de explotación un 2%, hasta los 1.683 millones. La empresa calificó el resultado de bueno, a pesar del impacto negativo del tipo de cambio euro-dólar, por la tendencia positiva de todas las divisiones, principalmente en las actividades industriales y las operaciones en España e Italia. Los salones recreativos con máquinas de juego aumentaron un 18% los ingresos, y los casinos también crecieron, tanto en España como en Latinoamérica. En bingos, la positiva aceptación del bingo electrónico, la apuesta por la interconexión de salas, el crecimiento en México con 22 salas operativas desde las diez del año anterior y una previsión de aperturas en el presente año de diez salas más, permitieron a esta división mantener un nivel de ingresos y resultados similar al año anterior, todo ello en un sector "impactado" por las restricciones derivadas de la ley antitabaco, expuso Cirsa en un comunicado.