El grupo automovilístico estadounidense Chrysler, que incluye las marcas Chrysler, Jeep y Dodge, ha vendido 18.556 vehículos fuera de Norteamérica durante el pasado mes de agosto, lo que supone un aumento del 26 por ciento respecto al mismo mes de 2006 y el mejor resultado de los últimos diez años. En los ocho primeros meses del año, las entregas de Chrysler fuera del mercado norteamericano han superado las 153.800 unidades, lo que se traduce en una progresión del 19 por ciento en relación con el mismo período del ejercicio precedente.