El sindicato CC.OO. celebró hoy que la Cumbre del G-20 celebrada el Pittsburgh haya servido para colocar "aparentemente" al empleo en el centro de las preocupaciones, aunque lamentó la ausencia de medidas concretas y el hecho de que algunas, como las que se refieren a la nueva regulación del sistema financiero, se hayan pospuesto a pesar de ser "especialmente necesarias". En un comunicado, afirmó que la declaración final de la Cumbre contiene alusiones a la necesidad de promover la creación de empleos decentes, promover la calidad del empleo, impulsar programas de formación de los trabajadores y fomentar la mejora de la protección de los desempleados. Para CC.OO. esto es "positivo", pero pertenece al conjunto de orientaciones generales cuyo cumplimiento es "difícil de medir y exigir".