Caja Castilla-La Mancha (CCM) anunció hoy que amortizará con fecha del 31 de agosto la totalidad de las participaciones preferentes emitidas por la entidad si recibe la autorización del Banco de España, ya que dada la inexistencia de beneficio distribuible no se va a pagar a los tenedores de las participaciones la remuneración.  La entidad explica en un hecho relevante remitido hoy a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), que el precio de amortización consistente en el valor nominal de cada participación preferente será pagadero a los titulares de las participaciones por el agente de pagos.