La compañía italiana de bebidas alcohólicas Campari ha comprado a la francesa Pernod Ricard la marca Wild Turkey, el whisky bourbon de Kentucky (EEUU), por 433 millones de euros (575 millones de dólares), informaron hoy los medios italianos. Según el diario económico "Il Sole 24 Ore", Campari, que es el sexto grupo mundial en el sector de las bebidas alcohólicas, consolida con esta adquisición su peso y su posición a nivel internacional. Asimismo, remarca que se trata de la quinta mayor compra realizada por una empresa italiana en los Estados Unidos y la más importante para el grupo milanés. El consejero delegado de la casa italiana, Bob Kunze-Concewit, calificó la compra como "un buen acuerdo" y explicó que antes de la crisis financiera hubieran tenido que pagar entre quince y diecisiete veces más