El beneficio atribuible de Caja Madrid en el primer trimestre sube un 7,9% hasta los 353,6 millones de euros según ha informado el presidente de la entidad Miguel Blesa. El margen de intermediación se elevó un 4,9%, hasta 555,34 millones, mientras que el margen ordinario subió un 0,4% y se situó en 884,73 millones. El margen de explotación, por su parte, registró un descenso del 4,4 % hasta marzo, y se colocó en 515,17 millones de euros.