La Comisión Europea decidirá hoy si acepta las nuevas condiciones impuestas por el Ministerio de Industria a la alemana E.ON para adquirir Endesa. El Ejecutivo comunitario declaró ilegales los requisitos iniciales que impuso la Comisión Nacional de la Energía (CNE).
"La Comisión considerará mañana (por hoy) los próximos pasos sobre E.ON-Endesa y las medidas tomadas por las autoridades españolas", anunció el portavoz de Competencia, Jonathan Todd. Añadió que no podía "prejuzgar" lo que decidirá el Ejecutivo comunitario y que habrá que "esperar y ver". El pasado 26 de septiembre, Bruselas declaró ilegales 18 de las 19 condiciones impuestas por la CNE al considerar que invaden la competencia exclusiva del Ejecutivo comunitario a la hora de examinar las fusiones de dimensión comunitaria y vulneran el libre movimiento de capitales y la libertad de establecimiento. Por estas razones, exigió al Gobierno que las retirara de manera inmediata.