La Comisión Europea autorizó hoy al fondo de inversión Altor, basado en Jersey, a adquirir el control total de las empresas suecas Carnegie --que se dedica a correduría de valores, servicios bancarios de inversiones, gestión de activos y banca privada-- y Max Matthiessen, especializada en seguros de pensión, consultoría de inversiones a largo plazo y gestión de fondos de pensión. El Ejecutivo comunitario constató que la operación no tendrá un impacto negativo sobre la competencia en el espacio económico europeo ni en una parte sustancial del mismo.