Staples registró en el primer trimestre fiscal una ganancia de 143 millones de dólares, o 20 centavos por acción, inferior al beneficio de 212,3 millones de dólares, o 30 centavos por acción, de un año antes.  El último trimestre de la compañía minorista de productos de oficina incluye cargos de 2 centavos derivados de la adquisición el año pasado de Corporate Express.  Las ganancias de la compañía disminuyeron en un tercio a medida que los consumidores y las empresas postergaron compras de productos caros como muebles de oficina.  Aparte de la reducciones y cierres de negocios causados por la recesión, grandes cadenas de productos de oficina como Staples están enfrentando una ola de competencia de precios de proveedores de bajos costos que van desde firmas de descuento por Internet a gigantes como Wal-Mart Stores y Costco Wholesale.