El consejero delegado de Bankinter SA, Jaime Echegoyen, confía en que la entidad pueda terminar el presente ejercicio con una tasa de morosidad inferior al 3%, algo menos de la mitad que el conjunto del sistema financiero español que podría acercarse al 6% según sus cálculos.

Según los últimos datos del Banco de España, correspondientes a julio, la morosidad de los créditos concedidos por bancos, cajas y cooperativas a empresas y particulares se situó en el 4,630%, con lo que continúa en niveles próximos a los alcanzados en junio de 1996, cuando se encontraba en el 4,547%.