Bankinter asegura que la decisión de Crédit Agricole de entrar en el capital del banco "con una rotundidad tan evidente", al haber adquirido el 14,99% que controlaba el empresario indio Ramchad Bhavnani, es un auténtico "espaldarazo", tanto para "el proyecto del banco como para su gestión". Tras esta operación, que le fue comunicada ayer mismo a su presidente, Pedro Guerrero, por Bhavnani -hasta ahora segundo accionista y consejero- el banco mantendrá "las mismas líneas estratégicas" que han hecho de él "una entidad de referencia en el mercado". Con esta adquisición, Crédit Agricole se convierte en el primer accionista de Bankinter, por delante del 16,3% que posee Jaime Botín, al controlar en total el 19,53%, ya que antes de adquirir la participación del 14,99% de Bhavnani se había hecho con otro 4,54% en el mercado. La entidad ha cerrado la sesión con pérdidas del 3,57%.
La operación, añade la nota de Bankinter, está sujeta a la autorización del Banco de España, por lo que de momento no se altera la situación actual en cuanto a los derechos de voto de Bhavnani, aunque una vez que se ejecute, "quedarán reducidos a cero". Asimismo, Bhavnani ha anunciado en la misma comunicación la dimisión de su puesto en el Consejo de Administración de Bankinter "con efectos inmediatos". Crédit Agricole no elevará su participación ni lanzará una OPA Por su parte, Crédit Agricole ha confirmado que no tiene previsto elevar su participación accionarial en Bankinter, ni tampoco lanzar una opa sobre el 80% del capital que no controla, al tiempo que añadió que "próximamente" tratará con la entidad española su entrada en el Consejo de Administración. Crédit Agricole tampoco ha querido hacer comentarios sobre la estrategia de Bankinter, sino que ha explicado que "en un primer momento examinará desde dentro el funcionamiento de la entidad" para estudiar posibles colaboraciones. Bankinter ha terminado la sesión con péridas del 3,57%, tras marcar un máximo de 13,70 euros por título, y cierra la sesión en los 11,62 euros.