Bankinter ha indemnizado al 10% de los 500 clientes afectados por la quiebra de Lehman Brothers que se sometieron a la comisión externa independiente que creó la entidad en noviembre de 2008 para analizar los posibles errores cometidos en la comercialización de productos vinculados con la entidad.