El gobernador del Banco de Inglaterra, Mervyn King, cree que los bancos británicos tardarán meses en recuperarse de la actual crisis financiera, tiempo que necesitan para revelar todas las pérdidas a las que se enfrentan por los instrumentos respaldados con las hipotecas de alto riesgo de EEUU. King ha declarado a la BBC que será entonces cuando "tomen las medidas necesarias para financiar sus obligaciones resultantes de la crisis". Las palabras llegan un día después de que el precio de las acciones de Barclays, el tercer banco del Reino Unido, cayera a su mínimo en tres años.