El Banco de Japón (BOJ) realizó hoy su decimoquinta aportación de capital valorada en un billón de yenes (9.847 millones de dólares) como medida de emergencia para calmar la situación en los mercados financieros, informó hoy la agencia Kyodo. Este es el decimoquinto día consecutivo que el BOJ lleva a cabo un suministro millonario de emergencia para prevenir una subida excesiva de los tipos de interés interbancarios. Las inyecciones de capital que ha realizado el banco central japonés han ayudado a suavizar las condiciones crediticias entre los bancos extranjeros y han aportado mayor liquidez al sistema financiero para contener los trastornos en los préstamos interbancarios. Desde que el banco de inversión estadounidense Lehman Brothers quebró el 15 de septiembre, la liquidez que el banco central japonés aportó al sistema financiero asciende ya a 25,9 billones de yenes (255.046 millones de dólares).