David Gómez Baquero, Director de Relación con Inversores de Atresmedia, habla de los resultados que ha obtenido la compañía durante el primer trimestre. 

Hasta el momento, el mercado publicitario en España se ha mostrado débil este año. ¿Qué esperan a partir de ahora?

Somos optimistas, creemos que el mercado seguirá subiendo como ha hecho desde hace ya 3-4 años. Es verdad que quizás no sube lo mismo que esperábamos hace algún tiempo pero sigue en positivo y el consenso de mercado está esperando un crecimiento del 2% o 3% para los próximos años y creo que será una realidad.

¿Cómo se van a comportar los ingresos publicitarios de Atresmedia este año?

Nosotros tenemos un 41% del mercado y una evolución parecida al mercado, con lo cual esperamos una evolución similar del 2% o 3%. Adicionalmente tenemos  otros negocios a parte de la televisión que sustentarán ese crecimiento y será, en nuestra opinión, un crecimiento estable en esos niveles.  

¿Ha alcanzado la publicidad su suelo?

Creemos que sí, la cotización sufre por posibles momentos más de corto plazo, pero en todo caso el cambio de tendencia que se ha producido ha sido de dígito medio de crecimiento a dígito bajo. Entonces yo creo que ese ha sido el ajuste que se ha producido en la cotización y en el momento que se vayan produciendo esos crecimientos que prevemos, habrá una mejora o al menos una actualización de la acción.

No es su único reto, ¿Qué pueden hacer para hacer frente a los nuevos modelos de televisión?

La televisión que entendemos por tradicional sigue siendo la mayoritaria en cuanto al consumo de contenido audiovisual. La televisión en abierto tiene una media de consumo en el entorno de 3 horas y 45 minutos por persona y día, es imbatible por otro tipo de oferta.

Es verdad que se está produciendo una cierta migración hacia otro tipo de dispositivos pero es pequeña y  pero nosotros también somos atractivos en estos dispositivos. La oferta que emitimos en televisión lineal está también en nuestra plataforma online atresplayer, de forma que somos partícipes de ese crecimiento de consumo en otras plataformas.

Lo importante es tener unos buenos contenidos que sean variados, que atraigan a la audiencia tanto desde el punto de vista informativo de actualidad, entretenimiento y también de ficción. Yo creo que eso Atresmedia lo cumple con creces y por tanto da igual de dónde venga el consumo, sino que lo importante es que haya una audiencia detrás y en ese sentido estamos tranquilos. Somos activos en la televisión tradicional como en los nuevos dispositivos.

¿Estos nuevos formatos son, entonces, una oportunidad y no un reto?

Es una oportunidad efectivamente. Con las nuevas tecnologías estás accesible en el entorno de internet a través de dispositivos como ordenadores, móviles, tablets y, al mismo tiempo, al ser televisiones conectadas permitirán tener un conocimiento mayor de la audiencia y será una oportunidad para incrementar la audiencia y para incrementar los ingresos

Los resultados este año han mostrado caídas de ingresos, beneficios, márgenes… ¿Continuará esta tendencia en los próximos trimestres?

No, por supuesto que no. Ya esperábamos que fuera un trimestre complicado porque se  comparaba con un buen trimestre del año anterior y, además, este año ha caído la semana santa en marzo, donde el consumo baja, y por tanto el “efecto semana santa” se ha producido en el primer trimestre.

De hecho ya en abril ese efecto se ha corregido y el objetivo de la compañía va en línea con el consenso y es mejorar los ingresos, el EBITDA y los márgenes sobre el año anterior, y en ese camino vamos, estamos tranquilos porque lo conseguiremos.

¿Están convencidos de que van a cumplir sus objetivos para este año?

Estamos completamente convencidos de que en las condiciones actuales de mercado, la compañía es capaz de crecer en ingresos y mantener los costes bastante planos. Es el objetivo que hemos anunciado y, por lo tanto, mejorar márgenes no hay duda

En las últimas semanas Trump ha anunciado subidas de los aranceles al acero y al aluminio ¿Afectará en algún sentido al Zinc? ¿Y a la compañía?

Yo creo que lo que ocurre efectivamente es que hay una buena perspectiva de crecimiento de entorno al 4% o 5% de digito medio. Hay un comportamiento inferior porque hay sectores que no están invirtiendo lo que esperábamos, sectores de gran consumo como alimentación, belleza, distribución y eso ha producido una caída en las estimaciones que en vez de estar entre el 4 y 5% está más en el 1 y 2%, ese ajuste  básicamente ha ido directo a la línea de ingresos y pone presión a la hora de hacer una estimación al futuro de los resultados.

Ese comportamiento de ciertos sectores a la baja no es un caso único para el sector televisivo sin para el sector de televisión en España, se ha producido en todos los operadores en Europa en general y las cifras de cotización lo reflejan, ha caído casi todos en línea con lo que hemos caído nosotros. Una vez que ya el mercado se estabiliza y vamos viendo que sigue habiendo crecimiento aunque sea del 1 o 2% que consideramos suficiente para mejorar márgenes, vemos que la acción se ha estabilizado y esperamos que vaya mejorando si esos sectores empiezan otra vez a invertir más en publicidad de lo que venían haciéndolo. Con lo cual estamos tranquilos, los resultados van a ser mejores que el año pasado, el margen mejorará  y es cierto que lo que queremos es mostrar al mercado bursátil que somos una empresa estable y sostenible y que a pesar de esos crecimientos menores de lo esperado, mejoraremos márgenes y resultados sin duda.

Uno de los atractivos de Atresmedia es su rentabilidad por dividendo. ¿Van a mantener esta política en los próximos ejercicios?

Sí, la política sigue siendo la misma del 2003 que es dar el 80% del beneficio neto anual y se ha ido haciendo desde hace 15 años y en un entorno en el que esperamos crecimiento de ingresos y de márgenes no vamos a cambiar la política, seguirá siendo la misma. Efectivamente ha habido un ajuste a la cotización pues el dividendo es muy alto pero en ningún momento está en riesgo la política de dividendo que se seguirá manteniendo.