La empresa de autobuses y ferrocarril ha aceptado hoy la oferta de adquisición valorada en 1.590 millones de libras (unos 1.796 millones de euros) del operador alemán Deutsche Bahn, informó hoy la compañía.  El acuerdo puede crear un gigante europeo del transporte, ya que Arriva es la segunda firma de autobuses del Reino Unido y opera servicios de trenes en Gales, mientras que Deutsche Bahn transporta cinco millones de pasajeros de ferrocarril al día en Alemania.  Deutsche Bahn ya tiene presencia en el Reino Unido, puesto que opera un servicio de trenes, denominado Chiltern Railways, entre Londres y Birmingham Snow Hill (centro de Inglaterra).