Arcelor Mittal tiene previsto incrementar más de un 20% el volumen de sus expediciones entre 2006 y 2012, hasta un total de 131 millones de toneladas. El plan contempla medidas de crecimiento orgánico, sin incluir grandes proyectos de construcción de nuevas instalaciones y se centrará principalmente en las planas del grupo que presenten bajos costes de producción, en particular Latinoamérica, África, Europa del Este y CEI.