El fabricante estadounidense de componentes para automóviles American Axle registró unas pérdidas netas de 321,3 millones de dólares (224,6 millones de euros al cambio actual) durante los seis primeros meses del año, lo que representa una reducción del 52% en comparación con los 'números rojos' contabilizados en el mismo periodo de 2008, informó hoy la empresa.
American Axle señaló que los resultados correspondientes al primer semestre del año se vieron afectados negativamente por los paros de producción llevados a cabo por los fabricantes de automóviles Chrysler y General Motors en Estados Unidos, lo que supuso un cargo de 203,6 millones de dólares (142,3 millones de euros) sobre su facturación.

La corporación estadounidense obtuvo una cifra de negocio de 648 millones de dólares (453 millones de euros) entre enero y junio de este año, lo que se traduce en una reducción del 39,9% frente a los datos de los mismos seis meses del año anterior.

Al mismo tiempo, las pérdidas operativas de la empresa se situaron en 277,3 millones de dólares (193,9 millones de euros) en el primer semestre del año, lo que supone en una disminución del 54,5% frente a las cifras de 2008.

En el segundo trimestre del ejercicio, American Axle comunicó unas pérdidas de 288,6 millones de dólares (201,8 millones de euros), un 55,2% menos, mientras que su facturación alcanzó 245,6 millones de dólares (171 millones de euros), un 49,9% menos.